Close
Los 14 monumentos más emblemáticos de Andalucía

Los 14 monumentos más emblemáticos de Andalucía

De la Mezquita-Catedral de Córdoba a la Alcazaba de Málaga, descubre los 14 monumentos de Andalucía más emblemáticos.

Andalucía está llena de lugares que no te puedes perder, desde las playas de Tarifa hasta ciudades con un enorme legado histórico y cultural, como Córdoba, Granada o Sevilla, pasando por paraísos naturales como el parque nacional de Doñana. Hoy queremos rendir homenaje a la enorme variedad cultural de la comunidad autónoma repasando algunos de los monumentos más emblemáticos que puedes visitar en el sur de España.

1. Catedral de Cádiz

La construcción de la catedral de Cádiz comenzó en 1722 y se prolongó a lo largo de 116 años; de ahí que puedan apreciarse diferentes estilos (barroco y neoclásico), coincidiendo con los gustos de la época y de los propios arquitectos que estuvieron a cargo del proyecto. El templo, que tiene forma de cruz latina, cuenta con 16 capillas. En la cripta, realizada en piedra ostionera, llama la atención la cúpula, que es prácticamente plana. Aprovecha tu visita para subir a la Torre del Reloj y maravíllate con las vistas a la ciudad y al océano.

2. Mezquita-Catedral de Córdoba

Uno de los monumentos más importantes no solo de Córdoba, sino de toda España, es la Mezquita-Catedral. Este maravilloso ejemplar de arquitectura andalusí es famoso en el mundo entero por sus columnas y arcos de herradura bicolor. Pero, además del «bosque de columnas», este sitio declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1984, cuenta con numerosos lugares de interés, como el Patio de los Naranjos, el maqsura, o la Torre Campanario.

3. Alcázar de los Reyes Cristianos de Córdoba

Entre los muchos atractivos de esta antigua fortaleza destacan, sin duda, los enormes jardines estructurados en terrazas, en los que las plantas se alternan con fuentes, estanques e incluso esculturas de los Reyes Católicos. Además de los jardines y patios, no te pierdas las 4 torres, el Salón de los Mosaicos o el Patio de las Mujeres.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de urbanJfox (@urbanjfox)

4. Puente romano de Córdoba

El puente romano data del siglo I d.C. y hasta mediados del siglo XX era el único puente de la ciudad. Mide más de 300 metros, tiene 16 arcos y es, sin duda, uno de los puentes más bonitos de España.

5. Alhambra de Granada

La antigua ciudad palatina es uno de los conjuntos monumentales más famosos de Europa. El Palacio de Mexuar, el Palacio de Comares y el Palacio de los Leones, es decir, los Palacios Nazaríes, no pueden faltar en ninguna visita guiada que se precie. Otro de los puntos imprescindibles es el Generalife, lugar de recreo de los reyes nazaríes, famoso, entre otras cosas, por sus exquisitos jardines.

6. Catedral de Granada

Aunque el arquitecto Enrique Egas proyectó la catedral en estilo gótico, cuando en 1529 Diego de Siloé cogió las riendas de las obras, la convirtió en uno de los ejemplares más destacados del Renacimiento en España. La cúpula decorada con preciosas vidrieras pintadas por Dirk Vellert y Juan del Campo, las pinturas de Alonso Cano y las esculturas de Pedro Mena convierten a la capilla mayor en un lugar de visita obligada.

7. Capilla Real de Granada

La Capilla Real se encuentra en el centro histórico de Granada, junto a la catedral. La construcción del templo gótico comenzó en 1505 por mandato de los Reyes Católicos. Aunque el exterior del templo es digno de admiración, uno de los puntos más interesantes se encuentra dentro. Nos referimos a los sepulcros de Isabel I de Castilla y Fernando II de Aragón, realizados por el italiano Domenico Fancelli. Además del mausoleo, la relevancia cultural del gran retablo mayor, la sacristía -museo y la Reja Mayor es innegable.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Ermìzzö (@ermizzo_chikov)

8. Catedral de Jaén

La catedral de Jaén se construyó entre los siglos XVI y XVIII según los planos de Andrés de Vandelvira. Entre las muchas obras de arte y objetos de valor religioso y cultural que alberga el templo, cabe destacar la reliquia del Santo Rostro, custodiada en un arca dorada en la capilla mayor. Por otro lado, en el antiguo panteón de canónigos se encuentra la exposición permanente de arte sacro, con pinturas, relieves y piezas de orfebrería, entre otros ejemplares interesantes. La sacristía, la sala capitular y el coro también merecen una visita.

9. Puente Nuevo de Ronda

El Puente Nuevo es una de las atracciones más populares de Málaga, y la verdad es que razones no le faltan. Su construcción se remonta a 1751, y tras la finalización de las obras en 1793, permitió la expansión urbanística de Ronda, al conectar el barrio antiguo con el barrio moderno. Ver el impresionante puente, de 98 metros de altura, atravesando el Tajo de Ronda es, sin duda, una experiencia imprescindible en Andalucía.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Salvatore Silvestri (@salv.sil)

10. Alcazaba de Málaga

Situada a los pies del monte Gibralfaro, la alcazaba es, probablemente, el palacio fortaleza árabe mejor conservado de España. El monumento actual es el resultado de las diferentes modificaciones que sufrió a lo largo de su historia, con cuatro etapas claramente diferenciadas: el periodo andalusí, la Reconquista, el período de abandono durante el siglo XIX y su recuperación en la década de 1930. Durante las visitas por la alcazaba se puede recorrer el Patio de Armas, la Coracha, la Torre del Homenaje, el Palacio de Taifa y el Palacio Nazarí, por mencionar algunos de los muchos puntos de interés ubicados dentro del recinto.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Rubén (@rubicarri)

11. Catedral de Málaga

La catedral de la Encarnación es otro de los monumentos que hay que visitar sí o sí en Málaga. Apodada cariñosamente «La Manquita» (porque su segunda torre todavía está sin terminar), el templo es un maravilloso ejemplar del Renacimiento en España, aunque, como muchas catedrales de la época, también tiene elementos de otros estilos, como el gótico y el barroco. Tras deleitarte con las exquisitas bóvedas o con los trabajos de carpintería del coro y las pinturas de la capilla mayor, pon el broche de oro a tu visita con las vistas desde las cubiertas.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Howard Chang (@hzchang2019)

12. Real Alcázar de Sevilla

En 1987, el Real Alcázar de Sevilla fue declarado, junto con la catedral y el Archivo de Indias, Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. La construcción del espectacular recinto palaciego se remonta al año 913, durante el mandato del califa omeya Abderramán III. Tras la conquista castellana de la ciudad en 1248, se convirtió en sede de la Corona y, de hecho, es el Palacio Real en uso más antiguo de Europa. Durante tu visita, déjate maravillar por los jardines que dieron vida al Reino de Dorne en Juego de Tronos.

13. Catedral de Sevilla y la Giralda

La catedral gótica más grande del mundo guarda muchos tesoros en su interior. En sus 5 naves y 25 capillas hay tantas maravillas que es imposible enumerarlas todas: pinturas de artistas tan destacados como Goya o Zurbarán, techos impresionantes como la bóveda de cañón del antecabildo o la bóveda de la Sala Capitular, el gigantesco retablo mayor en el que trabajaron tallistas nacionales e internaciones durante más de 80 años…Y, por supuesto, no podemos olvidarnos del patio de los Naranjos ni de la Giralda, la famosa torre campanario de la catedral.

14. Torre del Oro de Sevilla

La construcción de la Torre de Oro comenzó en el siglo XIII, y durante su larga historia ha desempeñado funciones muy variadas. En la actualidad es la sede del museo naval de Sevilla y uno de sus puntos fuertes es, sin duda, la terraza panorámica.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close