Close
10 platos que tienes que probar en Sicilia

10 platos que tienes que probar en Sicilia

Con influencias árabes, españolas y francesas, la cocina siciliana es única en su ámbito. Aquí tienes una lista de las 10 delicias que tienes que saborear sin ninguna duda cuando visites esta fascinante isla italiana.

La comida siempre juega un papel central en mis viajes. Planifico estratégicamente mi itinerario en función de los días/horas de apertura de los mercados, pastelerías y restaurantes. En Sicilia podría vivir a base de arancini (bolas de arroz), pasta alla norma (pasta con tomate, berenjena frita, requesón y albahaca) y cannoli. Si bien todos estos platos de la cocina siciliana son sorprendentes, las variadas especialidades de la isla ofrecen mucho más. Echa un vistazo a los 10 platos que tienes que probar cuando visites Sicilia.

1. Granita con brioche

La granita está compuesta de láminas finas de hielo mezcladas con fruta fresca, nueces o café que, posteriormente, se endulzará con azúcar. El limón, la almendra o el café son algunos de los sabores más populares de este dulce de verano presente en las provincias de Catania y Siracusa. A los lugareños les encanta comenzar su día con una granita acompañada de un brioche esponjoso a modo de desayuno. Puedes ir un poco más allá, coger un trozo de brioche y sumergirlo en tu café granita.


Granita de limón

2.  Panelle (buñuelos de garbanzo)

El rey de la comida callejera de Palermo, el panelle, está elaborado con harina de garbanzo mezclada con agua, perejil picado, sal y pimienta. El resultado es un buñuelo fino, plano y frito que se sirve como aperitivo o bien como snack dentro de un pan de sésamo en los mercados y plazas de Palermo. Si eres un purista, un cono de papel lleno de estos bocaditos fritos debería ser suficiente. Si no, pide un panecillo de semillas de sésamo relleno de panelle con croquetas de patata para disfrutar de una comida más completa. Confía en mí, te encantará.


Panelle elaborado con harina de garbanzo

3.  Caponata (ensalada de berenjena)

La caponata agridulce es un popular plato frío que se prepara con berenjenas fritas, apio, alcaparras y está condimentado con vinagre y azúcar. Como era de esperar, existen infinitas variaciones. Algunas recetas incluyen pasas, patatas y piñones, mientras que otras cuentan con pimientos, aceitunas y zanahorias. Disfruta de la caponata como aperitivo o como guarnición.


Caponata de berenjena

4. Sfincione

Muy típico de Palermo y del oeste de Sicilia, lo cierto es que el Sfincione no es una pizza al uso. Se trata de porciones gruesas y esponjosas cubiertas de tomate, cebolla salteada, un poco de queso caciocavallo rallado y anchoas que no verás, pero que sentirás. La masa se parece más a un pan que a una pizza. En cualquier caso, es la merienda perfecta.


Sfincione

5.  Macco, maccu o maccu di fave

Los orígenes de esta cremosa sopa se remontan a la antigüedad y se sirve tanto en restaurantes como en casa. En primavera, el macco se elabora con habas frescas, hinojo silvestre, aceite de oliva, sal y pimienta, mientras que en otoño e invierno se utilizan judías secas. Algunas recetas incluyen cebollas y un toque de tomate. El macco también puede prepararse con pasta.


Macco, sopa de habas

6.  Couscous alla trapanese

El couscous alla trapanese es típico de Trapani, una ciudad costera situada al oeste de Sicilia. Es el perfecto ejemplo de las influencias árabes en la cocina de la isla. Este cuscús se prepara tradicionalmente con camarones o mejillones y pescado blanco, como pargo, lubina o bacalao, pero las posibilidades son diversas. Si visitas la isla en septiembre, no te pierdas el festival del cuscús en la ciudad de San Vito lo Capo.


Couscous es un plato típico de la cocina siciliana

7.  Sparacelli

En la mayoría de las regiones, con sparacelli se refieren a espárragos silvestres, pero en la parte occidental de Sicilia, se trata de brócoli silvestre. Las salchichas son su compañera habitual en las cocinas próximas al Monte Etna. Los sparacelli pueden saltearse con pasta y formar un suculento primer plato, o bien combinarse con salchichas a la parrilla como guarnición.


Los Sparacelli son espárragos o brócoli silvestre

8. Sardinas

Las sardinas frescas son fundamentales en aquellos platos sicilianos de origen humilde. El pescado está más fresco durante la primavera, por lo que es la estación ideal para prepararlos con el hinojo silvestre que empieza a brotar en los jardines. Pasta con le sarde (pasta con sardinas, piñones tostados, pasas e hinojo) y sarde a beccafico (rollitos de sardina rellenos de pasas, piñones, pan rallado y anchoas) representan la combinación dulce-salado perfecta.


Hay muchas recetas con sardinas en la cocina siciliana

9. Cassata

Si eres goloso, la cassata te conquistará. Se trata del postre más elegante de Sicilia, un bizcocho elaborado con gelatina y trocitos de chocolate, cubierto con mazapán y adornado con fruta confitada. Tradicionalmente se sirve en Semana Santa cuando hay más leche de oveja y las temperaturas son agradables, pues no querrás que se derrita el precioso glaseado, ¿no?


Cassata es uno de los postres más populares en Sicilia

10. Queso

En su mayoría de vaca y oveja, los quesos sicilianos van desde el fresco tuma hasta el caciocavallo viejo. Los tres quesos que más me enloquecen son el provola, piacentinu y ragusano. El provola tiene forma de pera, está hecho con leche de vaca y, con el tiempo, va desarrollando un sabor más fuerte. La versión ahumada es ideal para las carnes curadas. El piacentinu se hace con leche de oveja en la provincia de Enna y está mezclado con azafrán; de ahí su tono dorado. El suave y mantecoso ragusano proviene de la provincia de Ragusa y se elabora con leche entera de las vacas Modicana.


Queso Provola

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close