Close
Los 15 lugares más emblemáticos de Polonia

Los 15 lugares más emblemáticos de Polonia

Musement te descubre 15 lugares imperdibles de Polonia, desde Varsovia a Auschwitz, pasando por Gdansk, Cracovia y los montes Tantra, entre muchos otros sitios emblemáticos que esconde este maravilloso país.

¿Con ganas de visitar algún destino centroeuropeo? Algunos países de esta región han pasado desapercibidos por el turismo de masas durante décadas, lo que no significa que no tengan rincones fantásticos que explorar, ¡al contrario! Es el caso de Polonia, que con su rica historia y parajes naturales de ensueño está esperando a que la conozcas.

1. Casco antiguo de Varsovia

Como la capital de Polonia, Varsovia es una ciudad europea vibrante y llena de cultura. Por desgracia, fue destruida en un 90% durante la Segunda Guerra Mundial, pero gracias a los excelentes trabajos de restauración, la ciudad fue reconocida como lugar Patrimonio de la Unesco. Y es que con una larga historia, Varsovia alberga desde iglesias góticas a residencias reales y rascacielos de lo más modernos, que se combinan con una oferta culinaria interesantísima y una vida nocturna muy dinámica. Te recomendamos visitarla durante los meses más cálidos para aprovechar los eventos culturales al aire libre que organiza la ciudad.

2. Auschwitz

Un terrorífico capítulo de la historia europea sucedió aquí, en el complejo de Auschwitz-Birkenau, donde se estima que murieron más de 1,5 millones de personas tras la Segunda Guerra Mundial. Después de ser designado Patrimonio Mundial en 1979, el lugar fue convertido en museo, con calles, cercas y torres de vigilancia conservadas en su estado original. Dentro de los edificios, se pueden ver colecciones de documentos originales y exposiciones alrededor de la barbarie nazi. Una vista conmovedora que no deberías pasar por alto cuando visites Polonia.

3. Mina de sal de Wieliczka

La mina de sal de Wieliczka es un original enclave que ha adquirido la categoría de monumento por su importancia cultural en Polonia. Construida en el siglo XIII al sur del país, aquí se produjo sal de mesa hasta el año 2007, aunque lo que más destaca del lugar son las fantásticas estatuas esculpidas en las rocas por los mineros, visitadas por más de 1,2 millones de personas cada año. ¿Sabías que la mina esconde también una capilla donde se celebran bodas?

4. Gdansk

El encanto centroeuropeo se materializa aquí, en Gdansk. A orillas del Báltico, el centro histórico de la ciudad conocida como la capital del ámbar es una auténtica monada, por lo que te recomendamos pasear sin rumbo por sus calles mientras admiras la magnífica arquitectura que acoge, como el Arsenal y la Vieja Grúa. No hay que perderse tampoco la Puerta Alta y la Puerta Dorada, auténticos emblemas de Gdansk.

5. Bares de leche

Aunque no constituyen un monumento en sí, entrar en un bar de leche de Polonia es una experiencia muy auténtica que te animamos a vivir. Se trata de establecimientos que en sus inicios servían de cantina para los obreros y que fueron evolucionando hasta convertirse en restaurantes austeros donde sirven platos de cocina polaca tradicional. Es el sitio perfecto para probar “comida de la abuela” a precios económicos y envuelto en una atmósfera de lo más genuina. En Varsovia, te recomendamos el Bar Pod Barbakanem y el Zlota Kurka, aunque existen muchos otros.

6. Castillo de Wawel, Cracovia

El antiguo corazón de Polonia se encuentra en el mismo sitio donde hoy podemos visitar el Castillo de Wawel, convertido en un museo de arte multidimensional en cuyo edificio podemos apreciar una mezcla de todos los estilos arquitectónicos europeos. Durante varios siglos el castillo sirvió de residencia de la familia real polaca, a la vez que es el emblema del lugar con más relevancia histórica y cultural del país. Durante la visita al castillo pasarás por los apartamentos reales, los jardines, la catedral gótica… y te podrás deleitar con un montón de obras de arte a lo largo del camino.

7. Montes Tatra

Más allá del amplio panorama cultural de Polonia, hay otros lugares emblemáticos del país que destacan por su belleza natural, como es el caso de los montes Tatra. Esta cordillera, en el sector más alto de los Cárpatos, hace frontera con Eslovaquia, aunque la mayoría de lagos se encuentran del lado polaco. A parte de la serenidad de los paisajes, con estampas verdes que te van a hechizar, la flora y fauna de esta zona es espectacular: sin ir más allá, es un gran refugio de osos pardos.

8. Parque nacional de Slowinski

No muy lejos de la citada Gdansk, concretamente a 100 km, encontramos un parque nacional con dunas móviles, la más alta de las cuales llega a los 42 metros: se trata del parque de Slowinski. Con lagos increíbles, bosques de pinos y una vegetación propia de lugares pantanosos, el parque alberga una gran variedad de aves acuáticas, como por ejemplo cigüeñas negras y búhos reales.

9. Capilla de las Calaveras

En el voivodato de Baja Silesia encontramos un insólito lugar que podría ser considerado como “turismo dark”: hablamos de la capilla de las Calaveras, una espeluznante iglesia barroca llena de huesos de las 21.000 personas que fueron enterradas en la fosa común del sótano del monumento durante los siglos XVII y XVIII. Sin duda, es un sitio único que va a fascinar a los viajeros más morbosos.

10. La dama del armiño de Leonardo da Vinci, Museo Nacional de Cracovia

El Museo Nacional de Cracovia es una parada ineludible durante tu visita por esta ciudad polaca. Concretamente, te recomendamos ir a contemplar La dama del armiño de Leonardo da Vinci, uno de los cuadros más emblemáticos del famoso pintor renacentista italiano. La obra retrata a Cecilia Gallerani sosteniendo un armiño en los brazos, animal asociado a la realeza. En este retrato femenino, podemos observar uno de los rasgos definitorios de la pintura de Da Vinci: la sonrisa imperceptible de la mujer.

11. Zalipie

Dudamos seriamente de que exista un pueblo más encantador que Zalipie. Este pequeño municipio a 70 km de Cracovia está todo decorado con tablones de madera con coloridas flores, una tradición que empezó de forma anecdótica y que en la actualidad sus habitantes se toman muy en serio, no en vano se ha ganado el título de pueblo más bonito de Polonia. Si quieres transportarte a un escenario digno de Hänsel y Gretel, no dejes de visitar Zalipie.

12. Casco antiguo de Cracovia

Cracovia es un perfecto ejemplo de la “vieja Europa”. Como centro cultural y político de Polonia que permaneció intacta a los estragos de la Segunda Guerra Mundial, la ciudad brinda hoy un fabuloso paseo por la historia a través de multitud de museos y monumentos. Si a esto le sumamos el ambiente acogedor con el que Cracovia recibe a sus visitantes, la experiencia resulta altamente gratificante.

13. Biskupin

Ubicado en el voivodato de Cuyavia y Pomerania, Biskupin es el emplazamiento arqueológico de un poblado de la edad de hierro. Hoy parte del Museo Arqueológico Nacional de Varsovia, el asentamiento fue excavado en los años 30 del siglo pasado y ha tenido un importante papel a nivel de conciencia nacional, pues pone de manifiesto que ya en tiempos prehistóricos los polacos defendían su tierra de los invasores alemanes en la frontera.

14. Fábrica Museo Oskar Schindler

La Fábrica Museo Oskar Schindler es otro enclave emblemático de Polonia por la historia que esconde y por ser un escenario de película, pues apareció en el famoso largometraje La lista de Schindler. La factoría, hoy convertida en museo con exposiciones permanentes, vivió momentos duros durante la ocupación nazi y su dueño intentó salvar el mayor número de empleados posible, hecho por el que pasó a formar parte de la historia de Polonia.

View this post on Instagram

Dia 4 – Durante este dia também visitamos a conhecida fábrica de Schindler. Neste museu explicam toda a história de Cracóvia antes e depois da invasão Nazi. Para quem gosta de história este museu explica tudo. Day 4 – On this day we also visited the old Schindler's factory. This museum is a guided tour through krakow history before and during the nazi occupation. For history lovers like is this is a must see. . #schindler #oskarschindlerfactory #fabricadeschindler #cracow #krakow #krakowmuseum #poland #instakraków #instacracow #cravowphotos #visitcracow #visitkrakow #visitpoland🇵🇱 #poland #polonia #europehistory #europe #travellovers #travelblogger #travelling #imstatravel

A post shared by 2Serependiters (@2serependiters) on

15. Parque nacional de Bialowieza

Acabamos el recorrido por los mejores lugares de Polonia con otro atractivo natural: el parque nacional de Bialowieza. Esta reserva se sitúa entre Polonia y Bielorrusia, en uno de los últimos bosques vírgenes europeos, y acoge una gran variedad de fauna, entre la que destaca el bisonte europeo. Si quieres encontrarte con alguno, la mejor época para visitar el parque es entre finales de otoño e invierno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close