Close
Qué ver en Florencia: 14 monumentos y atracciones imprescindibles

Qué ver en Florencia: 14 monumentos y atracciones imprescindibles

Descubre la auténtica Florencia a través de las atracciones más populares y de lugares menos conocidos (¡pero que valen mucho la pena!)

No es de extrañar que cada día millones de visitantes se acerquen a la cuna del Renacimiento, ya que Florencia posee algunos de los tesoros más preciados de la cultura italiana, del arte, de la historia de la literatura e incluso de la moda.

He aquí nuestra lista de recomendaciones para visitar Florencia, en la que no faltan los grandes clásicos, pero también varios lugares menos conocidos y que seguro te sorprenderán.

1. Galería Uffizi

La Galería Uffizi es un clásico atemporal. Para visitarla toda probablemente se necesitaría un día entero, y quizás no fuera suficiente. Sin embargo, con unos pocos trucos y consejos puedes optimizar tu visita y disfrutar de El nacimiento de Venus de Botticelli sin preocupaciones.

View this post on Instagram

⚜️

A post shared by Mario Marino Ⓜ️Ⓜ️ (@marioomarino) on

2. Cementerio Inglés

Cuando se construyó en 1828, este cementerio se sitúo fuera de las murallas de la ciudad porque no era un cementerio católico. Además de admirar las bellas estatuas, puedes rendir homenaje a grandes personalidades del pasado: aquí están enterrados personajes famosos, como el gran Fiodor Dostoievski y los últimos descendientes de Shakespeare.

3. Ponte Vecchio

Además de albergar las tiendas de algunos de los orfebres más antiguos de la ciudad, el Ponte Vecchio te regala una maravillosa vista del río Arno y de la ciudad de Florencia. El puente, remodelado varias veces a lo largo de los milenios, es uno de los más famosos del mundo.

4. Officina Profumo-Farmaceutica

El olfato es quizás el más fascinante de los cinco sentidos y, a menudo, nuestros recuerdos más preciados están asociados a un olor particular y único. El arte de hacer perfumes es igualmente fascinante, y en el corazón de Florencia puedes descubrirlo por tí mismo visitando la Officina Profumo-Farmaceutica di Santa Maria Novella. Los frailes dominicos, fundadores de este interesante lugar, comenzaron a producir fragancias en 1381, y en 1533 llegaron incluso a crear un perfume para la mismísima Catalina de Médici.

Esta tienda es un lugar de interés artístico e histórico, así que no dejes de visitar las antiguas salas de la botica. Si además te llevas a casa un perfume hecho en Florencia, pues mejor que mejor.

View this post on Instagram

I love this place so so much

A post shared by Marie-Joelle Parent (@mariejoelleparent) on

5. Palacio Pitti

No muy lejos del Ponte Vecchio, se encuentra el Palacio Pitti, otro símbolo de la ciudad y su historia. Construido por encargo del banquero Luca Pitti, fue vendido a la familia Médici y más tarde se convirtió en la residencia de los Grandes Duques de Toscana. En el corto período en que Florencia fue la capital del reino de Italia, el palacio fue elegido por los monarcas como el Palacio Real.

En la actualidad, el palacio es sede de varios museos, como la Galería Palatina, los Apartamentos Reales, la Galería de Arte Moderno, la Galería del Vestuario o el Museo de la Plata, también conocido como «El Tesoro Médicis». Sin duda, una parada imprescindible para conocer la historia y la cultura de la ciudad.

6. Iglesia Evangélica Luterana de Florencia

Después de visitar muchas de las maravillosas iglesias católicas de Florencia, la Iglesia Evangélica Luterana es una alternativa diferente. Resulta muy interesante comparar su fachada neomedieval y la simplicidad de su interior con la decoración profusa de las iglesias que se encuentran en el resto de la ciudad.

7. La catedral y la magnífica cúpula de Brunelleschi

La catedral de Santa María del Fiore es la tercera iglesia más grande de Europa, solo por detrás de la Basílica de San Pedro en Roma y la catedral de San Pablo en Londres.

El Duomo de Florencia es un ejemplo perfecto del ingenio de los maestros de la época, toda una obra de arte y un emblema de la arquitectura del Renacimiento. Se necesitaron aproximadamente 140 años para verla terminada, aunque ha sido remodelada con el paso del tiempo. La cúpula de Brunelleschi se ha convertido no solo en el símbolo de la catedral, sino de toda la ciudad.

8. Museo Bardini

Una casa-museo caracterizada por el gusto ecléctico de su fundador. Paredes de color azul ultramarino, finos techos artesonados y una colección que incluye más de 3600 obras y abarca varios siglos. El museo alberga pinturas, esculturas, armaduras, instrumentos musicales, cerámicas, monedas, medallas y muebles de época. Además, a menudo también acoge exposiciones de fotografía y arte contemporáneo.

9. Los Jardines de Bóboli

Inicialmente concebido como el gran jardín ducal del Palacio Pitti, con el paso de los siglos se ha convertido en un verdadero museo al aire libre. Además del mundialmente famoso jardín italiano, los Jardines de Bóboli albergan un gran número de esculturas, estructuras arquitectónicas y fuentes, que lo convierten en un lugar único en Italia.

10. Las tiendas de antigüedades de Santo Spirito

Hablar de muebles antiguos en Florencia es hablar del barrio de Santo Spirito, una de las zonas más bohemias y auténticas de la ciudad. El barrio está lleno de pequeñas tiendas de antigüedades donde se pueden encontrar tesoros especiales y únicos para llevar a casa.

View this post on Instagram

via maffia aka home

A post shared by Eric Petruzzo (@ericpzzo) on

11. Piazza della Signoria

La Plaza de la Señoría, con el Palazzo Vecchio y su impresionante torre, la Loggia dei Lanzi y el David* de Miguel Ángel, es el centro cultural y político de la ciudad desde el Medievo. *Nota: En realidad es una reproducción del David, el original se encuentra bien custodiado en la Galería de la Academia.

12. Jardín de la horticultura

Si tras visitar los Jardines de Bóboli te quedas con ganas de más, ¡no te preocupes! Acércate a descubrir el jardín de la horticultura. El que fuera un jardín experimental durante el siglo XIX, se convirtió más tarde en el escenario de numerosas exposiciones y muestras internacionales. En su interior hay muchas atracciones imperdibles, como por ejemplo el colorido dragón (muy parecido al del Park Güell de Barcelona), el Giardino dei Giusti (que recuerda al Jardín de los Justos de Jerusalén), y el hermoso invernadero de acero y cristal lleno de plantas exóticas.

13. Perderse en el centro histórico

La mejor forma de conocer una ciudad es perdiéndose por sus calles. Al doblar la esquina quizás te encuentres delante de la casa de un artista que hizo historia, o caminando por las mismas calles que un día recorrió Leonardo…

14. Restaurantes

Uno de los mayores placeres de viajar es disfrutar de la cocina local. Aquí puedes ver nuestros restaurantes favoritos de Florencia. ¡Que aproveche!

Si te has quedado con ganas de más, descubre las mejores cuentas de Instagram sobre Florencia, y echa un ojo a las excursiones que puedes hacer desde la ciudad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close